Los vinilos han vuelto para quedarse y parece que las grandes marcas se han percatado de ello ya que siguen lanzando nuevos modelos de estos reproductores al mercado cada año.

El fabricante Sony ha aprovechado la feria electrónica anual más importante, el CES 2019 de Las Vegas, para presentar su última aportación al catálogo de tocadiscos, el SONY PS-LX310BT. Un equipo que nos brinda la inconfundible calidad del vinilo, pero adaptándose a los tiempos actuales.

La principal característica de este plato es su conectividad tan flexible. Y es que este equipo ofrece la posibilidad de conectarse a cualquier dispositivo inalámbrico mediante tecnología BLUETOOTH. Con pulsar solo un botón, lo conectaremos al último dispositivo con el que se haya emparejado. También ofrece una salida integrada para conectarlo por cable a un sistema de audio. Esto lo hace compatible con casi cualquier altavoz, barra de sonido, auriculares o equipo HiFi del que dispongamos.

Otra de sus funcionalidades a destacar es su reproducción automática: al pulsar el botón Play, el brazo tonal bajará para reproducir la música y volverá a su posición al acabar el vinilo.

En cuanto al resto de características, cabe destacar su conmutador de ganancia para nivelar el audio del disco y conseguir un sonido sin distorsiones. Admite salidas de línea y fono para amplificadores, gracias a su ecualizador fonográfico integrado. Asimismo, permite 2 velocidades de funcionamiento: 33⅓ y 45 rpm.

Respecto a su diseño, hablamos de un acabado minimalista y elegante. Sus dimensiones de 367 × 430 × 108mm lo convierten en un equipo compacto que puede instalarse fácilmente en casi cualquier parte. El plato y el brazo tonal son de aluminio, lo que garantiza un sonido claro y estable. Además, cuenta con una gruesa cubierta antipolvo que evita las distorsiones.

El Sony PS-LX310BT estará disponible a partir de abril 2019 a un precio entre 200-220€.